por -
2 12056
Cómo elegir el vibrador adecuado

Los diseñadores han llevado muy lejos la estimulación sexual con vibradores, tanto como para diseñar no menos de 600 modelos diferentes tal y como puedes ver en muchos catálogos de juguetes sexuales. Sin embargo, la elección del mejor estimulador sexual siempre dependerá de los deseos de los que van a disfrutarlo. En algo tan íntimo, el usuario siempre tiene la  última palabra.

Así, ¿en qué deberíamos fijarnos a la hora de elegir formato de vibrador y modelo? Un consejo previo es dejarnos guiar por nuestras necesidades, por lo que nos gusta, por lo que verdaderamente nos estimula. Los vibradores más populares pueden llevarnos muy arriba, desde luego, pero somos nosotros los únicos que sabemos qué es lo que nos pone de verdad.

Pensemos por un momento también a qué queremos jugar, en todas las posibilidades y con quién queremos hacerlo, a partir de ahí la elección del vibrador tiene que ser más sencilla.

Ya puestos en materia, el primer consejo práctico que podemos darte es elegir el tamaño de vibrador que más se adecue al use que se le vaya a dar. Gande, pequeño, mediano… El tamaño ¿quién te ha dicho que no? sí importa, también a la hora de elegir vibrador.

Lo siguiente que tienes que tener claro es si quieres jugar al ritmo de la estimulación que deseas o te gusta, la más sencilla y cercana, esto es, ‘en  modo manual’, o te gusta sentir que vibre con su propio movimiento, sí con baterías o con una conexión externa.

En lo que se refiere al movimiento, no está de más tener en cuenta otra cosa que puede ser importante para ti, si el modelo que buscas permite aprovechar los dedos o dispone de una prolongación para usar manos y dedos para acompañar la estimulación con mayor precisión sobre lugar exacto.

¡Ah!, luego habremos de decidirnos si viajará hasta el interior de nuestras cavidades de placer, será para mejorar el nivel de las caricias más sensuales o para ambas situaciones. Es decir, si vamos a usar el vibrador por dentro, por fuera o para ambos casos. Un vibrador de palma de mano, en principio, no puede aplicarse de la misma manera que uno pensado para inserciones.

Llegados hasta aquí, la siguiente consideración a tener en cuenta es la forma. Y ahí los vibradores abren sus gamas a una extensión casi infinita de formatos. Verlos, estudiarlos e imaginar lo que pueden hacer por nosotros es todo lo que necesitamos para calibrar el que necesitamos.

Por último, tres elecciones en una, texturas, consistencia y colores. Las texturas nos ayudarán a incidir los puntos de contacto con nuestras zonas de placer, la consistencia aportará la rigidez o el tacto blando casi de piel que podemos buscar. En eso tenemos también mucho donde elegir. Los colores, por su parte, son una invitación a nuestro placer visual.

Vibradores de punta doble, en forma de huevo, largos de textura muy realista, de diseño y el color que te llama, pequeño, sensual o calculadamente intimidante y bizarro, insonoro, con variaciones programadas para velocidad y movimiento, para clítoris, para juegos previos…

Sólo tienes que imaginar qué quieres sentir, lo demás, elegir tu nueva fuente de placer, ¿dónde? puedes acercarte por ejemplo a la propuesta de vibradores y juguetes sexuales en Diversual.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

0 3295
En la actualidad todo es prácticamente válido cuando se trata de estimular el placer. En una sociedad cada vez más hedonista...
Una combinación placentera: el punto G y el ácido hialurónico

3 7507
La sociedad actual se basa en la búsqueda del placer a toda costa. Hay varias formas de sentir placer y numerosas...

0 3041
Para algunos es una quimera, un engaño; a otros les ha reportado ventas millonarias de libros. ¿Existe el polémico punto G?

2 COMENTARIOS

  1. yo pienso que cualquier es valido para pasarlo bien con la pareja, unos mas y otros menos pero todos tienen su punto jejej

Responder