La presoterapia es un método terapéutico utilizado tanto en medicina estética como en fisioterapia, cuya finalidad no es sólo un objetivo estético, sino también la búsqueda de la salud del cuerpo.

Presoterapia, sólida base científica

La presoterapia es una tecnología que tiene una sólida base científica pues ha sido utilizada de manera frecuente por numerosas disciplinas de tipo médico. Por lo tanto, no tiene como único fin la solución de un problema meramente estético, sino también acabar con problemas de tipo físico tales como las patologías de tipo varicoso o las alteraciones de tipo circulatorio.

¿En qué consiste la presoterapia?

La presoterapia es un tipo de técnica que se basa en una serie de compresiones de tipo externo. La función de dicha compresión es, mediante una presión cuyo origen es exterior, provocar un aumento de circulación del líquido intersticial hacia el interior de los vasos linfáticos y los capilares. Como consecuencia y tras este proceso se consigue la reabsorción de edemas y la disminución de la llamada retención de líquidos. El masaje que realiza la presión y la compresión externa provoca un deslizamiento rápido tanto del flujo venoso como del linfático. Así, y tras activarse el retorno venoso, el paciente experimenta una sensación de ligereza unida a un menor grado de hinchazón. La eliminación de líquidos se nota de manera considerable y en un corto periodo de tiempo.

La presoterapia limita contornos, elimina celulitis, en muchos casos provocada por una mala circulación sanguínea, y sobre todo, reduce de forma cómoda y placentera el volumen y la retención de líquidos.

Antes y después de una liposucción

En la actualidad la presoterapia es una técnica utilizada con gran eficacia como tratamiento complementario de la liposucción ya que tanto en los días anteriores como posteriores a la intervención resulta muy eficaz y mejora considerablemente los resultados de la operación.

Cómo se realiza la presoterapia

El tratamiento de presoterapia es sencillo. Este método consiste básicamente en introducir las piernas en una especie de botas o manguitos, parecidos a flotadores, que están compuestos de un material de doble pared el cual se compone de una cámara hinchable. Dicha cámara se hincha y se deshincha a medida que se inyecta aire a presión por medio de un compresor. El efecto conseguido es una sensación placentera para el cliente que le produce relajación y bienestar. 

ARTÍCULOS RELACIONADOS

2 4422
Una dieta que evite posibles intolerancias alimentarias es básica para el tratamiento de este transtorno metabólico, que aunque no entraña mayor...

0 2916
Conocemos como celulitis la aparición de irregularidades en la piel en forma de ondulaciones y depresiones formadas por una retención del...

0 2163
Los españoles se sitúan a la cabeza de Europa en cuanto a gastos en operaciones de cirugía estética se refiere. Se...

NINGÚN COMENTARIO

Responder